Guía de Brasil

Muito obrigado

BRASIL

6/16/20237 min read

Brasil es un país lleno de vitalidad, alegría, colores, música y danza, y no es que lo digamos nosotros, es que según entras en el país hay una fuerza que os transmite todo eso y hace que os impregnéis de todo lo que Brasil está preparado para daros. En esta guía os intentaremos enseñar lo poco que conocemos de Brasil todavía para que tengáis las mismas ganas que nosotros para preparar el resto de viajes y conocer a fondo uno de los países más maravillosos que existen.

Como preparar un viaje por libre a Brasil

1.Datos importantes del país y de acceso

Regla número uno y más importante: DEBES DEJARTE LLEVAR POR EL RITMO Y LA MÚSICA, hay algo fascinante en toda Latinoamérica y es que ellos viven la vida acompañada de música. Vayas donde vayas, siempre vas a encontrar música, gente bailando o cantando, y lo más importante, disfrutando de la vida; así que nuestra recomendación sin duda alguna es que dejes las prisas en el aeropuerto porque aquí no te van a resultar de ninguna ayuda, con todos los pros y contras que conlleva esto claro, pero bueno, las vacaciones son para disfrutarlas, y el estrés no es un buen compañero. Y ahora sí, vamos con lo importante de verdad.

Documentos necesarios para viajar a Brasil:

  • Pasaporte en vigor con una validez de al menos 6 meses.

  • Los ciudadanos españoles que se queden en Brasil por menos de 90 días no necesitan visado para visitar el país, ya sea por turismo o negocios. Por el contrario, para actividades remuneradas o estancia mayor a los 90 días el visado es obligatorio.

  • Billete de ida y vuelta.

  • Comprobante de medios económicos suficientes para la estancia en Brasil. El valor mínimo es de 170 reales al día. Para demostrar la suficiencia de medios, tendremos que presentar una tarjeta de crédito y la última factura.

  • Si nos vamos a hospedar en hotel, debemos aportar un documento que pruebe que tenemos la reserva garantizada. Si por el contrario nos vamos a hospedar en residencia particular, necesitaremos una carta de invitación del particular (con todos los datos y fecha de estancia) firmada y legitimada ante notario. La carta debe de ir acompañada del documento que pruebe la residencia de quien invita emitida a su nombre.

  • Es recomendable tener seguro de viaje.

Vacunas: No existe a día de hoy ninguna vacuna obligatoria para acceder al país. Sin embargo, es recomendable tomar precauciones contra el paludismo si se va a visitar cualquier zona amazónica. Para una mayor seguridad, especialmente en esas zonas, se recomienda de la misma forma vacunarse contra la hepatitis, sarampión y rubeola. Si tenéis cualquier duda adicional, nosotros siempre consultamos http://www.msssi.gob.es/ para salir de dudas.

Idioma: Brasileño

Hora local: GMT-3 (5h menos que en España)

Enchufes: 127/220 v y las clavijas y enchufes son del tipo N, pero son compatibles con el Tipo C. Aún así, nuestra recomendación es llevar un adaptador para curarnos en salud.

Moneda: La moneda oficial es el Real (R$) y su valor fluctuará dependiendo de la situación económica del país, en el momento que escribimos este blog 1 EUR son alrededor de 5,23 reales. Lo mejor es consultarlo en aplicaciones de cambio, yo siempre utilizo Xe y aquí os dejo un enlace por si queréis utilizarla: https://www.xe.com/es/apps/android/

Cambio de dinero: Para el cambio de dinero debéis ir con el dinero en efectivo a las múltiples casas de cambio que encontrarás con vuestro pasaporte. Es recomendable que vayáis con una cantidad de efectivo cambiado para evitar imprevistos. Evitad cambiar all dinero en el aeropuerto y comprar el cambio en los diferentes lugares, eso hará que obtengáis un mejor cambio y vuestro bolsillo os lo agradezca. Tened en cuenta que en lugares más pequeños no hay demasiadas casas de cambio así que organizaos muy bien el dinero para no quedaros sin a medio camino puesto que las tarjetas se pueden utilizar en sitios muy contados. Al mismo tiempo, siempre podéis echar mano de tarjetas internacionales como: Revolut, BNext y Abanca, entre otras, que permiten la retirada de una cantidad de dinero en cajeros específicos sin cobrar ninguna comisión. Aunque por lo general el cambio con euros es preferible para una mayor rentabilidad.

Internet: Una de las cosas por las que pudimos sumergirnos totalmente en Brasil fue por el mero hecho de no disponer de roaming. Si aun así necesitas compartir tus post en instagram de lo bonito que es tienes diferentes opciones, o bien comprarte una tarjeta sim ya sea por internet o una vez llegues al país (nuestra recomendación sin duda es que lo hagáis cuando lleguéis al país ya que por lo general suelen funcionar mejor y son más baratas); o bien utilizar el Wi-fi público de restaurantes, hoteles, etc.

Ubicación: ¿Cómo se a dónde ir si no tengo internet? Pues muy fácil, con aplicaciones con mapas descargados, nosotros utilizamos maps.me y nos fue genial, os dejo un enlace por si queréis utilizarla: https://maps.me/

Seguridad: En general nos pareció un lugar bastante seguro, y muy turístico, sin duda alguna hay que andar con un poco de precaución y no ir llamando la atención, pero por lo general los brasileños son personas demasiado hospitalarias y que van a querer ayudarte en todo lo que ellos puedan, así que lo mejor que pudimos hacer fue sumergirnos en la cultura y aprender de todo lo que nos querían enseñar los locales.

No obstante os dejamos aquí un enlace del gobierno de España sobre seguridad del país: https://www.exteriores.gob.es/es/ServiciosAlCiudadano/Paginas/Detalle-recomendaciones-de-viaje.aspx?trc=Brasil

2.¿Cómo preparar un viaje a Brasil?

Muy lejos de los packs ofertados por las agencias sobre Brasil, los que seguro que son increíbles, nosotros os vamos a contar sobre nuestra experiencia en una pequeña parte de Brasil llamada Fortaleza y situada al noroeste del país, que ha sido la culpable de que queramos volver a este maravilloso país una vez más por lo menos.

Debéis trazar una ruta acorde a los días que tenéis y los sitios que queréis ver, más adelante publicaremos nuestro itinerario de Fortaleza y sus playas que nos os podéis perder.

3.¿Dónde dormir?

Aquí debemos tener en cuenta que tipo de turismo queremos, con esto me refiero o bien elegir hoteles (hasta lo que pudimos ver en nuestra estancia allí, muchos de ellos increíbles) o bien decantarnos por quedarnos en casa de host y fomentar la economía del país y vivir una experiencia más única y cercana a la vida local. Nosotros sin duda nos decidimos por la segunda opción y sin duda fue la acertada. Esa gente os abrirá los ojos y hará que veáis la vida de otra manera. Por mucho que os lo intentemos explicar, hay que vivirlo para saber de lo que os estamos hablando. Eso sí, una vez experimentada esa sensación, no hay vuelta atrás.

Ahora bien, debéis tener claras vuestras prioridades y el tipo de turismo que queréis realizar. Nuestro consejo sin duda es que os sumerjáis en esta maravillosa experiencia. Además, por lo general, al estar alojados en casa de un host, además de que económicamente es mucho más barato, suelen atender a cualquiera que está allí alojado como si fuera de su familia, os enseñarán lugares mágicos y escondidos que pasarían desapercibidos a los ojos de un turista y la gastronomía que os descubrirán es mil veces mejor que cualquier restaurante fancy; así que precisamente por todo esto y más que os detallaremos a continuación, nuestra recomendación es que en este viaje dejéis de lado los lujos y viváis una experiencia revolucionaria en todos los sentidos. Los locales tienen mucho que enseñaros, y como nosotros seguro que también os dan tips para que vuestra experiencia sea única.

4.¿Cómo moverse?

Para poder moverte de unos lugares a otros debes elegir en qué medio de transporte hacerlo, desde nuestra experiencia, nuestra recomendación para evitarte líos y problemas, y para que sea más económico, es evitar el coche de alquiler y moverte en trasporte público o privado:

  • Autobús: Es mucho más económico que un taxi pero siempre tendrás que depender de horarios y para que vamos a mentir, el transporte no es que sea el fuerte de Latinoamérica, casi nunca se cumplen los horarios y el tiempo que os va a llevar el traslado es mucho más elevado que en otros casos. Eso sí, nadie os quitará la experiencia de montaros en un autobús y experimentar esas carreteras. Sin duda, es toda una aventura.

  • Taxi/VTC: Esta es la opción más segura y más económica. Nuestra recomendación es pedirlo por las aplicaciones siempre y raramente parar un taxi por la calle, no porque pueda pasar nada malo, sino porque por el mero hecho de ser turistas se van a intentar aprovecar de nosotros; mientras que, si lo pedimos por la aplicación el precio está cerrado y siempre genera más seguridad poder ver quién es la persona que va a realizar el viaje y las valoraciones que esta tiene.

Cabe decir que si tenéis tiempo y sois unos aventureros intrépidos podéis alquilar un coche y de esta forma salir un poco de lo convencional y del centro, e ir verdaderamente a puntos más aislados y que os interesen. Eso sí, tenéis que ir mentalizados para el tráfico y la carretera que os encontraréis, sin duda serán aventuras que posteriormente contaréis como anécdotas divertidas y con una pizca de nostalgia.